La atomización del sector MTB

Facebooktwitterpinterestlinkedinmail

Aunque los datos no son fáciles de calibrar, parece evidente que el sector del MTB está atomizado en tanto que también lo está el de la bicicleta en sentido general. En el último informe disponible de AMBE, la Asociación de Marcas de Bicicleta en España, se reconocen en 2014, en datos aproximados, 314 empresas en el sector pero 925 marcas relacionadas con el ciclismo y 265 específicamente como “marcas de bicicletas”.

Por otra parte, si miramos la Wikipedia en inglés encontramos una entrada denominada List of bicycle brands and manufacturing companies que recoge nada más y nada menos que 379 empresas. Es cierto que se matiza que la página enumera marcas del “pasado y del presente” pero aún así parece una relación bastante considerable, ¿no?

Pero aún hay más, porque con la explosión del mercado de las bicis eléctricas, es lógico que aparezcan nuevos jugadores en el tablero ya que vamos a asistir a la incorporación de una tecnología que puede cambiar la relación de fuerzas.

¿Cómo entender este tipo de configuración en el sector de la bicicleta? Cierto que, como decíamos, nos faltan datos específicos de la bicicleta de montaña pero no parece que el dibujo fuera a ser diferente. Desde luego que el sector transmite una sensación de pequeña (o gran) locura donde la oferta es espectacular y cada vez más accesible a través no solo vía tiendas especializadas sino mediante Internet.

El sector del MTB es el que predomina en cifra de ventas y en unidades vendidas: 62,91% y 48,00% respectivamente según datos del informe citado de AMBE de 2014.  Los potenciales clientes, agrupados en distintos nichos, tienen ante sí una oferta desmedida en amplitud y profundidad. Podemos pensar que esto, en general, es positivo, pero ¿cabe considerar la posibilidad de que estemos ante la paradoja de la elección?

Este concepto fue desarrollado por Barry Schwartz en The paradox of choice: Why more is less, un libro bastante popular con una interesante charla en TED donde lo explica. Cuando las opciones son excesivas pueden producirse dos reacciones: nos paralizamos porque no sabemos qué elegir y, lo que es peor, cuando elegimos nos queda la sensación de haberlo hecho mal porque seguro que hubiéramos podido elegir algo mejor.

En su momento el programa Redes de RTVE le dedicó un capítulo, que compartimos aquí. ¿Semejante oferta y atomización son positivas?

twitterlinkedinrssyoutubeinstagramflickr

5 comentarios sobre “La atomización del sector MTB”

  1. Sin duda, en la cosa ciclista más es menos. Sólo hay una estrategia que reduce la disonancia cognitiva: llevarte bien con el taller de tu barrio y comprar lo que tu tendero te recomienda. A él le beneficia y a tí te asegura un servicio rápido.

    A fin de cuentas, nunca vamos a ganar el tour

  2. “la ausencia de alguna pecera metafórica es una receta para la miseria”. Qué bien que hayas traído a Barry Schwartz, al igual que en los libros, está claro que en momentos diferentes extraemos aprendizajes diferentes.

    Coincido contigo, excesivamente atomizado. Parece una tendencia imparable esta de que los productos y las propias marcas se caníbalicen a sí mismas. Pero hay una excepción que me toca de cerca, las mujeres tenemos menos donde elegir, sobre todo si tu estatura no es la estandarizada en tiempos modernos. En las tiendas tenemos menos ofertas (“es que hay pocas mujeres que…”), incluso en Internet la cosa no está fácil. Supongo que algo de esto irá saliendo también en tu investigación.

    Volviendo a la paradoja del exceso de oferta, también encaja bien con lo que dice Dan Gilbert (algo había reflexionado sobre ello) respecto a la dificultad de comparar para la toma de decisiones racionales: “en la inquietante comparación, está la causa de esta inconsistencia dinámica que nos hace tan difícil determinar el valor de algo”

    Lo de las tiendas de barrio que dice Nick es cierto, Iago ha localizado una estupenda con un buen profesional que, además, es un “vendedor” extraordinario y nos ahorra el problema de exceso de oferta 🙂

  3. Isabel, en la atomización (aunque la cuestión de género es para hacérsela mirar en el MTB) ya hay marcas como Giant que han lanzado un proyecto específico que venden así: “de mujeres para mujeres”: Liv.

    Creo que la razón fundamental de que haya oferta cada vez más amplia para la mujer es que sois un mercado demasiado goloso para dejarlo escapar así como así. Casi todas las marcas tienen gama para chica, pero el paso de Giant de crear una marca específica para la mujer, creo que da una pista de por dónde se puede mover el mercado.

    1. Gracias por el enlace, echaré un vistazo. Uno de los problemas es que o me presentan bicicletas de paseo (no es mi caso) o con barra demasiado alta (“pero si ya sabes andar que más te da…”). Y no es así cuando también circulas por la ciudad con sus atascos e incidencias. Eso sí, tenemos colores específicos y otras florituras con la ropa que no comprendo. En fin…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *